7 cosas que no sabías de las viviendas prefabricadas

 

Cada vez son más las personas que apuestan por este tipo de estructuras, pero todavía no sabes muy bien por qué. Si desea saber si una casa prefabricada es adecuada para sus necesidades, o simplemente desea saber, aquí hay al menos 7 cosas que debe determinar:

 

  1. Las viviendas prefabricadas no son un concepto nuevo. Aunque ahora están más de moda que nunca, la realidad es que las viviendas prefabricadas se remontan a 1908 en los Estados Unidos, cuando la cadena de tiendas departamentales Sears comenzó a vender casas en kits y enviarlas por correo. Después de llegar al destino, si es lo suficientemente audaz y astuto, puede ensamblar varias piezas con la ayuda de constructores locales o por el propio propietario.

 

  1. Hay dos tipos de casas prefabricadas: casas modulares y casas completas. Las casas modulares se construyen en su mayoría en fábrica, y están equipadas con puertas y ventanas antes de salir de la fábrica, y se han completado todas las decoraciones interiores. Una vez que la base y los módulos están conectados, solo se instalan las luces y el agua, y la casa está lista para su uso. En el caso de cajas de herramientas prefabricadas, las piezas se enviarán al sitio sin ser ensambladas, donde el montaje y realización de las tareas son realizados por diferentes profesionales.

 

  1. Los materiales de fabricación son los mismos que se utilizan en las construcciones tradicionales. Los materiales utilizados dependen del tamaño de la casa, el clima del terreno y el presupuesto de construcción. La madera es un material ligero, económico y sostenible, pero limita el tamaño del edificio. El hormigón es muy duradero y se puede utilizar en estructuras grandes para proporcionar un mejor aislamiento térmico y acústico. Finalmente, el metal (principalmente acero) tiene alta resistencia, ligereza y ductilidad, por lo que se puede adaptar a cualquier diseño.

 

  1. Las viviendas prefabricadas se pueden personalizar. Atrás quedaron los días en que elegir una vivienda de producción significaba renunciar a un hogar con estilo y personalidad propia. Ahora, dependiendo de la empresa constructora, puede tener tantas capacidades de diseño final y toma de decisiones como los edificios tradicionales.

 

  1. La velocidad de construcción de las casas prefabricadas es más rápida que la de los edificios tradicionales. Como regla general, una vivienda prefabricada tarda la mitad del tiempo en construir una casa estándar con el mismo tamaño y función. La capacidad de combinar el trabajo básico con el trabajo de montaje, la falta de agentes meteorológicos aumentará las demoras, un mejor control del equipo de trabajo y una mejor gestión del equipo de trabajo son las claves para lograr esta diferencia. Además, el tiempo de entrega es más predecible y podrás disfrutar de la vivienda prefabricada dentro del tiempo previsto.

 

  1. Generalmente, el costo de las viviendas prefabricadas es más bajo que el de las viviendas tradicionales. La diferencia de precio suele rondar el 30%. Las razones de esta diferencia son varias: construir en un ambiente eficiente y controlado, utilizando siempre la maquinaria y equipo necesario, evitando viajes profesionales, comprando materiales a gran escala y evitando la gestión de residuos sobre la parcela.

 

  1. Es más fácil ampliar una casa de fabricación que modificar un sitio para construir una casa. Si eres de esas personas a las que les gusta empezar poco a poco y luego agregar más espacio con otra fábrica, otra habitación, etc., una casa prefabricada puede ser una buena opción ya que generalmente se modifica, aunque siempre es importante comentarlo con el constructor y sea él quien nos oriente sobre que diseño es más adecuado.

 

Las viviendas de fabricación que necesitan ser administradas y conectadas al agua y la electricidad se consideran un bien inmueble. En este caso se deberá cumplir con la «Ley de Ordenación de la Edificación» (LOE) y el «Código Técnico de la Edificación» (CTE). Es decir, necesitará permisos de construcción, ingeniería, ubicación y fondeo en suelo urbanizable.

 

Para saber qué vivienda prefabricada elegir, es necesario poner toda la información posible al alcance de la mano, consultar Internet, preguntar a la empresa especializada en la construcción de este tipo de vivienda modular y así dar respuesta a todas las dudas posibles.

Speak Your Mind

*